Enviar por E-mail

Imprimir
Fuente chica
Fuente normal
Fuente mas
Fuente

“HOY” VS. “VENGA LA ALEGRÍA”

EL POZO DE LOS DESEOS REPRIMIDOS POR ÁLVARO CUEVA “HOY” VS. “VENGA LA ALEGRÍA” La semana pasada tuve el privilegio de participar en un chat en milenio.com y varias personas me preguntaron, en diferentes momentos, mi opinión sobre “Hoy” y “Venga la alegría”, las revistas matutinas de El Canal de las Estrellas y Azteca 13, respectivamente. Era como si quisieran que eligiera entre una de las dos. Yo, la verdad, les dije lo que pensaba, que no me quedaba ni con una ni con otra porque ambas tenían defectos y virtudes, y porque ambas necesitaban urgentemente de una revisión. Hablar de programas de revista en nuestro país no es cualquier cosa. Hace 20 años, no existían. Las mañanas eran para matar el tiempo con películas viejas o con telenovelas como de segunda. Sí, antes ya habíamos tenido títulos como “Hoy mismo” y “Hola México” pero eran conceptos diferentes a los que manejamos ahora. Eran como noticieros con secciones, no comercializaban. Gracias a las revistas matutinas, tal y como las conocemos en la actualidad, nuestras televisoras tienen más espectadores y reciben mayores cantidades de dinero. Nuestro modelo, nos guste o no, es tan exitoso que ha sido copiado por canales de diferentes rincones de Estados Unidos y América Latina sin olvidar su impacto en las televisoras regionales. Además, hacer esta clase de emisiones no es cualquier cosa. Imagínese usted, por favor, lo que es administrar, crear, ilustrar, coordinar y conducir un programa diario, en vivo, que dura entre dos horas y media y tres. ¡Es una barbaridad! No hay conductor que lo soporte ni espectador que lo resista. Si “Hoy” y “Venga la alegría” están al aire es por algo, así que antes que atacar a estas personas, comencemos por reconocer su trabajo. ¿Cuál es el problema de los programas de revista? Que no son de revista, son de catálogo. Un programa de revista es un concepto dividido en secciones que se caracteriza por su manejo de los contenidos. Por eso su nombre, porque son como las revistas impresas pero en televisión. Lo que nosotros hacemos en México no se parece en nada a ninguna revista en papel, ni a las más chafas, porque más que contenidos, lo que tienen son anuncios tanto de productos externos como cursos de inglés y tenis que adelgazan, como de productos internos como telenovelas y deportes. No hay mucha diferencia entre sentarse a ver un programa mexicano de revista como “Hoy” o “Venga la alegría” y quedarse despierto toda la noche mirando infomerciales. Esto es terrible porque contribuye a crear un clima de mezquindad en la televisión abierta de nuestro país y porque deja al público sin opciones de información y entretenimiento. Y es más triste si pensamos que atrás de estos proyectos hay conductores súper talentosos y súper populares como Ernesto Laguardia, Andrea Legarreta, Galilea Montijo, Sergio Sepúlveda, Raquel Vigorra y Fernando del Solar. Si no comenzamos por criticar esta parte, lo demás va a ser perder el tiempo porque de nada va a servir atacar a estas emisiones por sus secciones de fantasmas, mujeres hermosas y nota roja disfrazada de espectáculos si no entendemos que todo eso no es para que usted y no nos enteremos de algo sino para darle un marco más sensacionalista a los productos y servicios que ahí se van a anunciar. Vender no tiene nada de malo, pero yo creo que hasta para vender hay que ser prudente. ¿Qué tal si le proponemos a estos señores que hagan algo más que ponerse a jugar para matar el tiempo cuando están a cuadro? ¿Qué le puedo decir de “Hoy”? Que es impresionante el apoyo corporativo que recibe de Televisa. “Hoy” es importante porque Televisa hace que se sienta como un programa importante. Ahí están sus estrellas, ahí están sus deportes y ahí es donde se generan muchas de sus mejores notas de espectáculos como el enlace que miles de personas vimos ayer con Rosy Ocampo, Mapat y Juan Osorio desde el foro de lo que será la telenovela “La fuerza del destino”. ¿Cuándo ha visto usted que tres productores de Azteca Novelas se junten y hagan un enlace para “Venga la alegría”? ¿Cuándo ha visto usted que la televisora del Ajusco le dé ese peso a su revista matutina? ¿Qué le puedo decir de “Venga la alegría”? Que es de no creerse la manera como trabajan esos señores. Mientras que los conductores de “Hoy” casi, casi, nomás van a jugar, a opinar de lo que sea y a divertirse, los de “Venga la alegría” investigan, reportean y buscan datos interesantes para armar secciones. ¿Cuándo ha visto usted que Raúl Araiza salga con un equipo de producción a investigar qué es el yukari? ¿Cuándo ha visto usted que Roxana Castellanos ensaye coreografías diferentes todas las tardes como las chicas del Ballet “Venga la alegría”? Usted está en su derecho de que le guste más “Hoy” o de quedarse con “Venga la alegría”, lo que no podemos negar es que ambas revistas no se pueden quedar como están. ¿O me equivoco?


Autor: 

 
 
 
 
     
 
 
 
 
 
 
 
  Todos los textos de Alvaro Cueva están registrados y protegidos por las leyes internacionales. Está prohibida su reproducción parcial o total por cualquier medio sin autorización por escrito del autor.
© All rights reserved on all material on all pages in this site, plus the copyright on compilations and design, graphic and logos. For information on reprinting material from this site, please contact.